Una encuesta de la OIM arroja luz sobre el impacto de la COVID-19 sobre la población migrante en Centroamérica y México

 

San José – Casi el 60 por ciento de quienes tienen la intención de migrar han decidido posponer o cancelar sus viajes debido a la pandemia. Más del 20 por ciento de quienes ya estaban viviendo en calidad de migrantes están considerando regresar a su país de origen tan pronto como las condiciones económicas de las medidas sanitarias adoptadas por sus países se lo permitan. Cerca de la mitad de los migrantes en Centroamérica y México han perdido sus puestos de trabajo debido a la pandemia.

Estas son algunas de las conclusiones difundidas esta semana por una encuesta llevada a cabo por la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), lanzada en junio para medir y comprender el impacto que la pandemia ha tenido sobre los planes de migrar.

La encuesta también ahondó en la situación socioeconómica, la salud física y mental y los factores de riesgo que los migrantes de la región deben enfrentar. 

Si bien más de la mitad (51 por ciento) de todos los migrantes que participaron en la encuesta perdieron realmente sus empleos debido a la pandemia, solamente cerca de un 20 por ciento de los migrantes se encuentran trabajando actualmente – lo cual sugiere que aproximadamente un tercio de todos los migrantes de la región no logran conseguir empleo en absoluto durante sus estadías temporales.  

Al mismo tiempo, cuatro de cada diez migrantes con trabajos fueron testigos de la reducción de sus horarios laborales o de sus salarios. Casi la mitad (48 por ciento) de los participantes indicaron que sus salarios y sus ingresos se redujeron debido a la COVID-19. 

En referencia al acceso a la salud, virtualmente todos los migrantes declararon haber cumplido con las medidas sanitarias de prevención contra la COVID-19. Menos del 10 por ciento sospechaban que podrían, en algún momento, haber contraído la enfermedad, pero aun así tan solo un tercio de estos últimos había recurrido a los servicios sanitarios. Esta conclusión refuerza la importancia de garantizar el acceso de los migrantes a los servicios de salud.

La salud mental de los migrantes también se ha visto afectada, reveló la encuesta, puesto que más de la mitad de los participantes señalaron haber tenido que enfrentar situaciones tales como un temor generalizado de contagiarse, al aislamiento, a la incertidumbre, a las consecuencias socioeconómicas y las preocupaciones derivadas de la pandemia. Un aspecto de tal preocupación estaba relacionado con ser engañado o explotado al momento de procurar oportunidades económicas. Aun así, la mayor parte de los participantes señalaron que tal vez correrían el riesgo de aceptar un empleo en el exterior incluso sin contar con la información adecuada sobre el puesto en cuestión. Esto pone de manifiesto el alto riesgo que corren de convertirse, en cualquier momento, en víctimas de trata.  

La encuesta compiló 1.660 respuestas en junio de 2020 por medio de un cuestionario en línea. Entre quienes participaron 45 por ciento eran varones, 54 por ciento mujeres y el resto se auto identificó como perteneciente al género “no binario”. La mayor parte de los participantes tenía entre 26 y 45 años de edad.

Esta actividad fue desarrollada en el marco del Programa Regional sobre Migración para Mesoamérica y el Caribe, con fondos de la Oficina de Población, Refugiados y Migración (PRM) del Departamento de Estado de los Estados Unidos.

Cliquear aquí para leer el informe en su totalidad. 

Cliquear aquí para ver un resumen en vivo por Facebook (en español) relacionado con el lanzamiento de la encuesta. 

 

Para más información por favor contactar a Tatiana Chacón en la Oficina Regional para Centroamérica, Norteamérica y el Caribe, Tel: +506 8632 8527, Email: tchacon@iom.int 

Date Publish: 
08/21/2020
Tags: 
sondeo, pandemia, covid, covid19, Centroamérica, mexico

III Congreso sobre Mujeres en Contextos Migratorios exhorta a respetar sus derechos humanos y trabajar por la igualdad de género en la región

Date Publish: 
23 / 09 / 2021

Con el objetivo de generar un diálogo regional en pro de la atención de mujeres y niñas en condiciones de movilidad, los países que integran la Conferencia Regional sobre Migración (CRM), en coordinación con el apoyo técnico y financiero de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y del Gran Ducado de Luxemburgo, se realizó la tercera edición del Congreso Regional sobre Mujeres en Contextos Migratorios:“Mujeres en movimiento: igualdad de género, derechos humanos y autonomía”.

“En los últimos años hemos visto cómo las mujeres nos hemos hecho más visibles en los procesos migratorios. Reconocemos estos nuevos patrones relacionados a la feminización de la migración, lo que cambia significativamente la manera de entender y atender la migración en los países de origen, tránsito y destino”, expresó Rocío González Higuera, Titular de la Unidad de la Política Migratoria, Registro e Identidad de Personas de la Secretaría de Gobernación de México.

Esta edición del congreso está organizada por la Presidencia Pro-Témpore de la CRM, a cargo del Gobierno mexicano a través del Instituto Nacional de las Mujeres (INMUJERES) y el Instituto Nacional de Migración (INM).

González Higuera, se refirió también a este espacio como una oportunidad para identificar áreas de conjuntas de trabajo, a fin de fortalecer el enfoque de género en las políticas públicas dirigidas a la población migrante, así como la presentación de propuestas para la atención de las mujeres y las niñas en condiciones de movilidad y para el desarrollo de su autonomía y empoderamiento desde los enfoques de género, interseccionalidad, derechos humanos e inclusión.

Por su parte Dana Graber Ladek, Jefa de Misión de OIM México, señaló que el congreso permite reconocer las importantes contribuciones sociales y económicas que las mujeres realizan a sus países de origen, tránsito y destino, y de esa forma romper con paradigmas asistencialistas, para dar espacio a una participación real y sustantiva que revalorice a las mujeres y niñas y transforme las narrativas que se plantean sobre la migración.

“Desde la OIM estamos del lado de las mujeres y niñas migrantes, y reiteramos hoy nuestro compromiso con hacer lo necesario para que sus derechos humanos estén garantizados y sean respetados y seguir promoviendo estos espacios”, apuntó Graber Ladek.

El tercer congreso se desarrollará en formato presencial y vitual, los días 23 y 24 de septiembre, bajo una metodología centrada en el intercambio continuo, la participación y la construcción colectiva, a través de paneles con expertos/as, mesas temáticas y relatorías.

Dentro de los temas a abordar durante los dos días están el empoderamiento económico de las mujeres migrantes, refugiadas y retornadas bajo una perspectiva de interseccionalidad; los retos para garantizar los derechos humanos de las mujeres y niñas en contextos de movilidad ante la pandemia COVID-19 y la revisión de los avances alcanzados en la implementación de los Lineamientos para la Atención y Protección de Mujeres en Contexto de Migración, a los cuales se les viene dando seguimiento desde el segundo congreso desarrollado en Costa Rica en mayo 2019.

El foro que hoy comenzó sucede en el marco del proyecto regional “Fomento de inclusión social de las mujeres migrantes en las políticas públicas en Centroamérica y República Dominicana: prevención de violencia basada en género”, implementado por OIM y financiado por el Gran Ducado de Luxemburgo.

Joe Geibush, Encargado de Negocios del Gran Ducado de Luxemburgo reiteró el compromiso por la creación de espacios de diálogo, en pro de la igualdad de género, los cuales se canalizan como un eje transversal en el Marco de Cooperación Internacional aportando a la adopción de una Política Exterior Feminista.

Para más información favor de contactar a:

OIM México: Alberto Cabezas, Oficial Nacional de Comunicación, email: acabezas@iom.int, tel.: +52 55 4525 8361