La OIM apoya a Guatemala tras erupción del Volcán de Fuego

Date Publish: 
06/26/2018

Ciudad de Guatemala - El Organismo de las Naciones Unidas para la Migración (OIM) informó hoy (26/6) que está apoyando los esfuerzos guatemaltecos para atender a las personas afectadas por la erupción del Volcán del Fuego. El apoyo de OIM se concentrará en la gestión de albergues, el desarrollo de sistemas de información para monitoreo de personas desplazadas por la erupción, la evaluación de infraestructura dañada y la atención a personas migrantes varadas en tránsito.

 “Luego de la erupción inicial, el pasado 3 de junio, la OIM junto a un equipo interagencial del Sistema de las Naciones Unidas se movilizó al lugar para hacer un recuento de las necesidades inmediatas en los albergues, y se puso a disposición del gobierno a través de la Secretaría de Obras Sociales de la Esposa del Presidente (SOSEP), ente rector de los albergues”, indicó Sebastián Berkovich, Coordinador de Respuesta de la OIM.

La erupción ha dejado hasta el momento a 1.7 millones de personas afectadas, 12,823 evacuadas, 3,613 en alojamientos temporales, 197 desaparecidas y 110 fallecidas, en los departamentos de Escuintla, Chimaltenango y Sacatepéquez, en donde la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (CONRED) mantiene la alerta naranja. 

Para los sistemas de información, la OIM entregará equipo informático a la SOSEP a fin de poner en marcha el Sistema Integrado de Registro en Alberges (SIRA) que le permitirá a dicha institución generar el censo de los albergues de manera rápida y sistemática. También se entregará una metodología de gestión de albergues para contar con normas mínimas en la atención de las personas, de acuerdo con la legislación nacional, con recursos del Fondo Central de Respuesta a Emergencias de las Naciones Unidas (CERF por sus siglas en inglés). 

En el área de infraestructura, la OIM contribuye a mejorar las condiciones de vida de las personas desplazadas por la erupción en los centros colectivos, mediante acondicionamiento de espacios seguros, principalmente para las poblaciones en situaciones de vulnerabilidad. Asimismo, se apoya en la evaluación de la infraestructura dañada. 

La OIM implementará la Matriz de Monitoreo de Desplazamiento (DTM por sus siglas en inglés) con la que se identificarán las necesidades intersectoriales y con la que entidades del gobierno, organismos internacionales, organizaciones sociales y otros actores podrán tomar decisiones informadas para la atención de quienes lo necesiten.

Para mayor información, favor contactar a OIM Guatemala: Melissa Vega – mevega@iom.int o a OIM El Salvador Guatemala y Honduras, Alba Amaya – aamaya@iom.int


Día Mundial contra la Trata de Personas 2020

Date Publish: 
30 / 07 / 2020

António Vitorino

Director General de la Organización Internacional para las Migraciones

 

Día Mundial contra la Trata de Personas

 30 de julio de 2020

 

Este año conmemoramos el vigésimo aniversario de la adopción de la Convención de las Naciones Unidas contra la Delincuencia Organizada Transnacional y su histórico Protocolo para Prevenir, Reprimir y Sancionar la Trata de Personas, Especialmente Mujeres y Niños.

Al mismo tiempo, nos encontramos a mitad de un año muy difícil, dado que los retos planteados por la actual pandemia tienen graves repercusiones para los migrantes, y aumentan la vulnerabilidad de un conjunto más amplio de poblaciones a la trata y a la explotación.

La OIM estaba implementando intervenciones contra la trata de personas en observancia de los principios de derechos humanos, mucho antes de que el Protocolo nos proporcionara los parametros claros y definidos que hoy conocemos.

Asimismo, nuestras intervenciones han evolucionado con el tiempo a medida que nuevas formas de trata han emergido.

Hemos aprendido, al igual que los gobiernos, que es imperativo colaborar con el sector privado, organizaciones sindicales, auditores de las cadenas de suministro y agencias de reclutamiento para establecer prácticas que reduzcan los riesgos de trata y explotación.

A medida que nos embarcamos en una nueva década, el mundo es confrontado quizás con su más grande desafío en la lucha contra la trata- el de una pandemia, que además ha traído severas restricciones a la movilidad, afectado medios de subsistencia, y limitado el acceso a personas vulnerables.

COVID-19 ha traído consigo un impacto devastador a la seguridad del hogar y la salud  de billones de personas en todo el mundo, lo que inevitablemente incrementa la vulnerabilidad y el riesgo de explotación, así sea buscadores de empleo aceptando viajes peligrosos, familias dependiendo de trabajo infantil para sobrevivir, o del casamiento de sus hijas menores en un intento desesperado de aliviar la presión económica.

Ahora, como siempre hemos hecho, la comunidad anti-trata debe evolucionar y adaptarse a esta nueva crisis, encontrando formas innovativas de identificar tendencias, de examinar vulnerbailidades, para apoyar a los Estados y a la vez promover los derechos humanos y la prevención del abuso, y para buscar opciones seguras y viables para quienes permanezcan en movimiento. Avancemos en esta dirección juntos, ya que unidos somos más fuertes!

Leer en inglés I Leer en francés