Gobiernos y Organizaciones Civiles intercambian técnicas para el combate integral del tráfico ilícito de migrantes en tiempos de COVID-19

Date Publish: 
09/08/2020

San José - La Conferencia Regional sobre Migración (CRM), la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC) organizan la serie de webinarios Intercambio Técnico Regional sobre el Tráfico Ilícito de Migrantes, con el objetivo de fortalecer a los cuerpos policiales y judiciales en esta materia. Durante cuatro sesiones que se llevarán a cabo de manera virtual del martes 8 al viernes 11 de septiembre, representantes de ministerios públicos e instituciones judiciales, autoridades migratorias y unidades de investigación de los países miembros de la CRM, presentarán buenas prácticas regionales en materia de prevención y combate al tráfico ilícito de migrantes, particularmente sobre técnicas de investigación e inteligencia policial y cooperación judicial transfronteriza.

Dichos temas, están contemplados en el Plan de trabajo en materia de tráfico ilícito de migrantes 2019-2025, desarrollado con el apoyo técnico de la OIM y UNODC. El Plan aprobado tiene un período de implementación de cinco años, y aunque es de naturaleza no vinculante, muestra la existencia del compromiso y la voluntad política por parte de los Estados para coordinar esfuerzos en la lucha contra este flagelo.

El tráfico ilícito de migrantes se presenta como una actividad provechosa para los traficantes. No existe consenso respecto al número estimado de migrantes objetos de tráfico ilícito en el mundo, dada su naturaleza clandestina. Sin embargo, se cree que como mínimo, 2,5 millones de personas fueron objeto de este delito, y esto generó entre 5.5 y 7 mil millones de dólares en ganancias para los traficantes, en 2016 según cifras del Estudio Global de nuestra Oficina mencionó Melissa Flynn, Directora de Programas y Operaciones, Oficina Regional de UNODC para Centroamérica y el Caribe.

“Debido a la complejidad del tema, la OIM propone un abordaje integral de este delito basado en proporcionar protección y asistencia a migrantes víctimas de crímenes conexos; abordar las causas del tráfico de migrantes; fomentar la capacidad de los Estados para erradicar las actividades de los traficantes de migrantes; y promover la investigación y recolección de datos sobre tráfico de migrantes” agregó Michele Klein-Solomon, Directora Regional de la OIM para Centroamérica, Norteamérica y el Caribe.

La inauguración del ciclo también contó con la presencia de Raquel Vargas Jaubert, Directora General de Migración y Extranjería de Costa Rica, en representación de la Presidencia Pro-Témpore de la CRM.

La importancia que reviste el tema del tráfico ilícito de migrantes y el comportamiento que tiene en la región, su tendencia creciente y la complejidad que lo caracteriza, hacen que sea un tema de gran vigencia en el seno de la CRM. Las técnicas de investigación e inteligencia policial en el abordaje del tráfico ilícito de migrantes deben adaptarse a los cambios en la actuación de los traficantes individuales o colectivos. Este es un reto constante en la construcción de nuevos procedimientos y métodos de trabajo que sean realizables, efectivos y acordes al ordenamiento jurídico nacional e internacional. Además, la cooperación judicial entre países puede jugar un papel clave en la prevención y persecución de casos. El contexto actual de COVID-19 presenta retos particulares que requieren nuevas soluciones basadas en la colaboración.

Esta serie de webinarios constituyen un espacio para dialogar sobre estos temas y para establecer mecanismos que faciliten su puesta en práctica. A la vez, permite compartir buenas prácticas y lecciones aprendidas en el combate del tráfico ilícito de migrantes en los Países Miembros de la CRM. Representantes de UNODC, INTERPOL, OIM y otras organizaciones presentan en este espacio distintas herramientas para técnicas de investigación e inteligencia policial y cooperación judicial transfronteriza.

Esta iniciativa cuenta con el apoyo de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC). Se implementa en el marco del Programa Regional sobre Migración Mesoamérica-Caribe de la OIM, financiado por la Oficina de Población, Migración y Refugiados del Departamento de Estado de los Estados Unidos. El evento está abierto solo a participantes acreditados por los Países Miembros de la CRM.

La CRM fue creada en 1996, como un foro de discusión y espacio de intercambio sobre temas migratorios regionales para lograr una mayor coordinación y cooperación en la región. Está integrada por once países: Belice, Canadá, Costa Rica, El Salvador, Estados Unidos de América, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Panamá y República Dominicana.

Para obtener más información contacte a iguzman@iom.int

 

Tags: 
CRM, tráfico, tráfico ilícito migrantes

El tráfico ilícito de migrantes en México y Centroamérica nunca entró “en cuarentena” durante 2020, señala nuevo estudio de la OIM

Date Publish: 
24 / 02 / 2021

San José- Un estudio reciente de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) en América Central y México analizó el impacto de la pandemia por COVID-19 en los flujos migratorios relacionados con este delito. Los principales hallazgos apuntan a que el tráfico ilícito ha continuado desarrollándose, aunque los flujos han disminuido desde inicios de 2020.

El tráfico ilícito de migrantes, es decir, el traslado irregular de personas a través de una frontera internacional constituye una de las actividades criminales más lucrativas del mundo. La movilidad global se vio completamente afectada durante la pandemia por COVID-19, como evidente efecto de las medidas adoptadas por los Estados en cuanto a las restricciones y cierres de fronteras. Sin embargo, el “contrabando de personas” a través de México y Centroamérica nunca se puso “en cuarentena”.

El estudio no halló evidencia de que el crimen organizado haya tomado control del tráfico ilícito de migrantes, enfocándose en su lugar en el traslado ilícito de drogas, medicamentos y otros artículos. Por el contrario, se halló que prevalece el tráfico de subsistencia, practicado por habitantes de áreas fronterizas que se han visto empobrecidas debido a la reducción de oportunidades de empleo y a la pérdida de ingresos causada por las restricciones impuestas a la movilidad y al comercio.

El tráfico ilícito de migrantes, explica el estudio, es practicado por hombres y mujeres que dependen en economías informales locales como fuente de ingreso. Se advierte un incremento de la participación de niñas, niños y adolescentes que, al residir a lo largo de franjas fronterizas, utilizan sus conocimientos de rutas escondidas para facilitar la migración irregular.

Los hallazgos incluyen información sobre cambios en demanda, precios y organización de los servicios ofrecidos por traficantes. La carencia de recursos para cubrir las cuotas impuestas por los grupos de traficantes obliga a las familias migrantes a hipotecar sus tierras o vender sus propiedades, siendo presa no sólo de traficantes sino también de prestamistas.

El estudio también explora los retos a los que se han enfrentado las instituciones para dar respuesta al tema en un contexto en el que sus recursos y operaciones se vieron directamente afectados.

“Una de las recomendaciones de este estudio es integrar a las comunidades involucradas en el tráfico ilícito de migrantes en las estrategias de recuperación socioeconómica, para diversificar sus fuentes de ingreso y las alternativas de subsistencia”, dijo Alexandra Bonnie, coordinadora del Programa Regional sobre Migración de la OIM. “Los Estados deberían reconocer que un acceso disminuido, dificultoso o inadecuado a alternativas legales y seguras a la migración irregular impulsa la demanda de servicios de migración irregular, lo cual a su vez pone a las

personas migrantes sistemáticamente en riesgo. Bajo un enfoque integral, la lucha contra este crimen debería verse como un aspecto más de la gobernanza de la migración”.

El estudio se desarrolló entre julio y agosto de 2020, con una metodología cualitativa, descriptiva y exploratoria. Los métodos incluyeron revisión documental, observación de campo y entrevistas con personal clave de gobiernos y organizaciones internacionales.

El estudio se presentó el miércoles 17 de febrero, ante representantes de los Estados miembros de la Conferencia Regional sobre Migración (CRM), de la Comisión Centroamericana de Directores de Migración (OCAM) y de la Coalición Regional contra la Trata de Personas y el Tráfico Ilícito de Migrantes (CORETT).

Este estudio se desarrolló en el marco del Programa Regional sobre Migración de la OIM, con financiamiento de la Oficina de Población, Refugiados y Migración del Departamento de Estado de la OIM. Puede consultarlo aquí.