Gobernanza Migratoria

Gobernanza en el Caribe

El Caribe ha sido testigo de múltiples olas de migración a lo largo de la historia. A nivel regional, el estancamiento económico, las oportunidades de trabajo limitadas y los desastres naturales como inundaciones, erupciones volcánicas, huracanes y terremotos, han sido importantes detonantes en el Caribe, capaces de causar grandes flujos de migración imprevistos.

Hoy República Dominicana cuenta con una nueva gobernanza migratoria. Esta es una de las principales conclusiones a las que llega el Primer Perfil Migratorio de ese país. Este tipo de estudios se realizan con una metodología desarrollada por la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) que ya ha sido utilizada por 80 países y en el caso de República Dominicana fue aplicada por su Instituto Nacional de Migración (INM) con apoyo de la OIM. Al analizar los últimos 15 años hay argumentos sólidos para afirmar que la República Dominicana tiene hoy una nueva gobernanza en temas migratorios que se basa en cuatro pilares...

La OIM, en su carácter de organismo de las Naciones Unidas especializado en migraciones, promueve que la migración tenga lugar en forma humana y ordenada, proveyendo servicios y asistencia a gobiernos y migrantes. Como parte de esta misión la OIM aboga y se involucra únicamente en aquellas iniciativas de gobernanza migratoria que representan las mejores soluciones, tanto para las personas migrantes como para sus países y comunidades de origen, tránsito, destino y retorno. Tomando como base este principio, la OIM (Organización Internacional para las Migraciones) no se involucra, ni participa, ni aboga por ningún tipo de retorno forzado, incluidas las deportaciones.